1/8/15

Leones y personas



En Zimbabue, que está muy lejos, W. J. Palmer mató a Cecil, el león más majestuoso que se ha conocido. La noticia ha conmocionado al mundo, y por todas partes hemos visto las fotos de ambos. Así podemos linchar al cazador, que ya ha tenido que cerrar su clínica dentista por amenazas de muerte.
En Irak, que no está tan lejos, a una jueza como regalo de bodas se le permite ejecutar a otra mujer decapitándola a cuchillo con sus propias manos. Pero no ha trascendido el nombre ni la foto de ninguna de las dos mujeres. La víctima no era conocida, no era nadie, no era nada.
Qué pena me da el león. Rezaré por la desconocida decapitada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...